lunes, 24 de diciembre de 2007

Navidad

Un año más ha pasado a buena velocidad y la Navidad llama a nuestras puertas. Son fechas donde sen mezclan sentimientos variados de alegría, nostalgia, tristeza donde faltan seres queridos y en definitiva emociones.

Cualquiera que haya cumplido algunos años recuerda distintas vivencias y por tanto acumula recuerdos que permiten establecer algunas comparaciones.

Desde mis vivencias puedo decir que han sido muchos los cambios experimentados en nuestra sociedad. Si algo distingue estas fiesta navideñas de las de hace años, es el componente consumidor.

Siempre fueron fechas de gastos en comida y en regalos, pero en los últimos años los niveles de consumismo han eclipsado el verdadero espíritu navideño.

Solo tenemos que fijarnos en las fechas en las que se encienden los alumbrados ornamentales de nuestras calles y de seguir por este camino, cualquier año se encenderán al acabar nuestras fiestas patronales.

De todas formas hoy quiero quedarme con lo más preciado para mí de estas fechas. El encuentro con todos los que quieres, las comidas y sobremesas llenas de anécdotas, las cenas especiales, las uvas de fin de año, los momentos de hacer nuevos propósitos y planes que quedarán parcialmente incumplidos, en definitiva LA NAVIDAD.

Feliz Navidad y un año 2008 cargado de salud y toda clase de felicidad.

-------------------------------------------------------------------------------


Nadal


Un ano máis pasou a boa velocidade e o Nadal chama ás nosas portas. Son datas onde sen mesturan sentimentos variados de alegría, nostalxia, tristeza onde faltan seres queridos e en definitiva emocións.

Calquera que cumpra algúns anos recorda distintas vivencias e xa que logo acumula recordos que permiten establecer algunhas comparacións.

Desde as miñas vivencias podo dicir que foron moitos os cambios experimentados na nosa sociedade. Se algo distingue estas festa do Nadal das de fai anos, é o compoñente consumidor.
Sempre foron datas de gastos en comida e en agasallos, pero nos últimos anos os niveis de consumismo han eclipsado o verdadeiro espírito do Nadal.

Só temos que fixarnos nas datas nas que se acenden os alumados ornamentais das nosas rúas e de seguir por este camiño, calquera ano acenderanse ao acabar as nosas festas patronais.
De todos os xeitos hoxe quero quedarme co máis prezado para min destas datas. O encontro con todos os que queres, as comidas e sobremesas cheas de anécdotas, as ceas especiais, as uvas de fin de ano, os momentos de facer novos propósitos e plans que quedarán parcialmente incumpridos, en definitiva O NADAL.

Feliz Nadal e un ano 2008 cargado de saúde e toda clase de felicidade.

domingo, 16 de diciembre de 2007

Más decisiones

En la vida política hay que tomar decisiones que en ocasiones no resultan fáciles y además muchas veces no son ampliamente compartidas por los demás.

Estos días hemos aprobado los presupuestos municipales y para ello ha sido necesario que los 9 concejales de mi partido votasen a favor, algo que para algunos ha resultado chocante. Quiero decir que el hecho de que sea la primera vez que esto sucede no puede ser razón para concluir que ésta es una decisión negativa.

Siempre he pensado que la coherencia debe ser una de las características que prevalezca en la toma de decisiones si uno no quiere que lo pillen pronto en un renuncio. Po ello, si durante la campaña electoral dijimos que debería gobernar la lista más votada y esa lista no obtuvo la mayoría absoluta, lo que corresponde en coherencia es permitir que gobierne, y para gobernar hay que poder formar gobierno y tener instrumentos como los presupuestos para poder actuar.

Todo esto no quiere decir que desde la oposición no debamos criticar decisiones del gobierno, votar en contra o proponer alternativas, pero lo que debemos hacer es dar la oportunidad de gobernar a quien ganó las elecciones y, transcurrido un plazo prudencial de tiempo, pedir que se rindan cuentas de esa confianza que ha recibido. Así lo haremos.

Lo que es realmente preocupante es que esto sea noticia. Y lo ha sido por infrecuente o inusual en la vida política. Lo frecuente es aprovechar todas las armas para derribar al rival, aunque con ello y por el camino se perjudique a los ciudadanos.

Creo que va siendo hora de favorecer entendimientos entre aquellas fuerzas que con sus diferencias pueden ofrecer juntas una mayor estabilidad y confianza a la vida del país y, con ello, ir terminando con los constantes peajes a grupos poco representativos.

También así los ciudadanos empezarán a recobrar la confianza en sus representantes.

------------------------------------------------------------------------------------------

Máis decisións


Na vida política hai que tomar decisións que en ocasións non resultan fáciles e ademais moitas veces non son amplamente compartidas polos demais.

Estes días aprobamos os orzamentos municipais e para iso foi necesario que os 9 concelleiros do meu partido votasen a favor, algo que para algúns resultou chocante. Quero dicir que o feito de que sexa a primeira vez que isto sucede non pode ser razón para concluír que esta é unha decisión negativa.

Sempre pensei que a coherencia debe ser unha das características que prevaleza na toma de decisións se un non quere que o pillen pronto nun renuncio. Po iso, se durante a campaña electoral dixemos que debería gobernar a lista máis votada e esa lista non obtivo a maioría absoluta, o que corresponde en coherencia é permitir que goberne, e para gobernar hai que poder formar goberno e ter instrumentos como os orzamentos para poder actuar.

Todo isto non quere dicir que desde a oposición non debamos criticar decisións do goberno, votar en contra ou propor alternativas, pero o que debemos facer é dar a oportunidade de gobernar a quen gañou as eleccións e, transcorrido un prazo prudencial de tempo, pedir que se rendan contas desa confianza que recibiu. Así o faremos.

O que é realmente preocupante é que isto sexa noticia. E foino por infrecuente ou inusual na vida política. O frecuente é aproveitar todas as armas para derrubar ao rival, aínda que con iso e polo camiño prexudíquese aos cidadáns.

Creo que vai sendo hora de favorecer entendementos entre aquelas forzas que coas súas diferenzas poden ofrecer xuntas unha maior estabilidade e confianza á vida do país e, con iso, ir terminando coas constantes peaxes a grupos pouco representativos.

Tamén así os cidadáns empezarán a recobrar a confianza nos seus representantes.

domingo, 9 de diciembre de 2007

Carreteras

Estos días de puentes festivos el protagonismo está en las carreteras. En ellas miles de coches salen y regresan de las ciudades. Lo hacen con prisas y en orden forzado.

Forzado por la intensidad del tráfico, por el número de carriles y por los acelerones y frenazos de los coches que preceden y que nos siguen. Los paneles informan del número de muertos en tal fecha del año pasado, de que ya es delito en el código penal una serie de actuaciones, de radares...

En estas circunstancias uno se acuerda de los desplazamientos de hace años, con peores carreteras pero sin casi coches a los que adelantar o que te adelantaran, y surgen las nostalgias. Aquellos viajes en aquellas carreteras eran aventura y aliciente. Los de hoy son casi una peligrosa aventura llena de peligros y de tensiones.

Sería difícil elegir pero dentro de poco las autovías y autopistas se habrán quedado pequeñas, el tercer carril será imprescindible para no quedar embotellados en la práctica totalidad de nuestra red de carreteras. No exagero. Sólo hay que hacer memoria de cómo era un viaje hace 12 o 15 años entre Lugo y A Coruña: colas interminables al atravesar pueblos como Guitiriz o Betanzos; imposibilidad de adelantar en muchos puntos...

Si nuestra red de autovías no se empieza a ensanchar con antelación pronto iremos en paralelo sin posibilidad de adelantarnos. Muchos países europeos ya disponen de carreteras con 3 y 4 carriles y en determinadas fechas y tramos, van cargados de camiones y turismos. Por eso se debe apostar por una previsión de ampliar las nuestras con antelación y por potenciar el ferrocarril, única alternativa de futuro y de auténtico progreso.


Estradas

Estes días de pontes festivas o protagonismo está nas estradas. Nelas miles de coches saen e regresan das cidades. Fano con présas e en orde forzada.

Forzado pola intensidade do tráfico, polo número de carriis e polos aceleróns e freadas dos coches que preceden e que nos seguen. Os paneis informan do número de mortos en tal data do ano pasado, de que xa é delito no código penal unha serie de actuacións, de radares...

Nestas circunstancias un acórdase dos desprazamentos de fai anos, con peores estradas pero sen case coches aos que adiantar ou que che adiantasen, e xorden as nostalxias. Aquelas viaxes naquelas estradas eran aventura e aliciente. Os de hoxe son case unha perigosa aventura chea de perigos e de tensións.

Sería difícil elixir pero deica pouco as autovías e autoestradas quedáronse pequenas, o terceiro carril será imprescindible para non quedar embotellados na práctica totalidade da nosa rede de estradas. Non esaxero. Só hai que facer memoria de como era unha viaxe fai 12 ou 15 anos entre Lugo e A Coruña: colas interminables ao atravesar pobos como Guitiriz ou Betanzos; imposibilidade de adiantar en moitos puntos...

Se a nosa rede de autovías non se empeza a ensanchar con antelación pronto iremos en paralelo sen posibilidade de adiantarnos. Moitos países europeos xa dispón de estradas con 3 e 4 carriis e en determinadas datas e tramos, van cargados de camións e turismos. Por iso débese apostar por unha previsión de ampliar as nosas con antelación e por potenciar o ferrocarril, única alternativa de futuro e de auténtico progreso.

domingo, 2 de diciembre de 2007

Mercadeo

Hace unos días fui testigo directo de una negociación entre bambalinas y a golpe de teléfonos móviles, llevada a cabo por representantes del gobierno de la Nación y los responsables de los diferentes Grupos Parlamentarios en el Congreso de los Diputados.

La finalidad no era otra que asegurarse el fracaso de la reprobación a la Ministra de Fomento, una iniciativa de I.U. a la que se sumaron el resto de los grupos, con la excepción de PSOE, PNV y BNG.

Hasta aquí parece todo normal, aunque lo anormal es el coste de estos votos favorables a las tesis del Gobierno y, por tanto, contrarios al sentir generalizado de reprobar a una Ministra poco sensible con Galicia y menos prudente y educada.

Todos aceptamos que en un debate presupuestario, por la vía de las enmiendas y de la negociación se trate de mejorar el presupuesto a favor de determinadas obras en cualquier Comunidad Autónoma. Todos admitimos trueques en la vida parlamentaria destinados a sacar adelante iniciativas, leyes, etc. Pero lo visto el otro día no tiene precedentes y produce bochorno, por no emplear otros calificativo.

¿Por qué?. Pues porque quien busca esos apoyos lo único que pretende es que la crítica a un miembro del Ejecutivo quede en nada, y que nadie pueda decir que a pesar de ser reprobada, la ministra seguiría en el cargo. Y además porque todo esto se consiguió a base de dinero. Es decir, de darles a los partidos políticos que estén dispuestos a apoyar al Gobierno lo que pidan a cambio.

Y así unos consiguieron una serie de mejoras en infraestructuras para el País Vasco y otros, 2 diputados del BNG, que su líder sea recibido por Zapatero (FOTO incluida) y se pueda vender que consiguen determinadas transferencias para Galicia que el Presidente de la Xunta (PSOE) no es capaz de conseguir por la vía de la negociación con su propio partido y con el gobierno de la Nación de su mismo color político.

¿Quién pierde?. Todos, porque Touriño queda tocado y puenteado por su propio Partido y por sus socios de gobierno. El BNG porque aunque hayan conseguido ahora esta pírrica victoria, con el tiempo tendrán que responder de cuáles son sus verdaderos intereses y estrategias. El Gobierno porque demostró que esta dispuesto a pagar con el dinero de todos los contribuyentes con tal de disimular sus vergüenzas y fracasos. Y TODOS porque cada vez confiaremos menos en las organizaciones políticas y en las instituciones que se prestan a estos mercadeos en lugar de resolver por la vía de la buena gestión y la seriedad y ética política los problemas de los ciudadanos.

Mercadeo

Hai uns días fun testemuña directa dunha negociación entre bambalinas e a golpe de teléfonos móbiles, levada a cabo por representantes do goberno da Nación e os responsables dos diferentes Grupos Parlamentarios no Congreso dos Deputados.

A finalidade non era outra que asegurarse o fracaso da reprobación á Ministra de Fomento, unha iniciativa de I.U. á que se sumaron o resto dos grupos, coa excepción de PSOE, PNV e BNG.

Ata aquí parece todo normal, aínda que o anormal é o custo destes votos favorables ás teses do Goberno e, xa que logo, contrarios ao sentir xeneralizado de reprobar a unha Ministra pouco sensible con Galicia e menos prudente e educada.

Todos aceptamos que nun debate orzamentario, pola vía das emendas e da negociación trátese de mellorar o orzamento a favor de determinadas obras en calquera Comunidade Autónoma. Todos admitimos trueques na vida parlamentaria destinados a sacar adiante iniciativas, leis, etc. Pero o visto o outro día non ten precedentes e produce bochorno, por non empregar outros cualificativo.

Por que?. Pois porque quen busca eses apoios o único que pretende é que a crítica a un membro do Executivo quede en nada, e que ninguén poida dicir que a pesar de ser reprobada, a ministra seguiría no cargo. E ademais porque todo isto conseguiuse a base de diñeiro. É dicir, de darlles aos partidos políticos que estean dispostos a apoiar ao Goberno o que pidan a cambio.

E así uns conseguiron unha serie de melloras en infraestruturas para o País Vasco e outros, 2 deputados do BNG, que o seu líder sexa recibido por Zapatero (FOTO incluída) e póidase vender que conseguen determinadas transferencias para Galicia que o Presidente da Xunta (PSOE) non é capaz de conseguir pola vía da negociación co seu propio partido e co goberno da Nación da súa mesmo cor política.

Quen perde?. Todos, porque Touriño queda tocado e puenteado polo seu propio Partido e polos seus socios de goberno. O BNG porque aínda que consigan agora esta pírrica vitoria, co tempo terán que responder de cales son os seus verdadeiros intereses e estratexias. O Goberno porque demostrou que esta disposto a pagar co diñeiro de todos os contribuíntes con tal de disimular as súas vergoñas e fracasos. E TODOS porque cada vez confiaremos menos nas organizacións políticas e nas institucións que se prestan a estes mercadeos en lugar de resolver pola vía da boa xestión e a seriedade e ética política os problemas dos cidadáns.

Se ha producido un error en este gadget.